Desventuras Selectas (y demás Relatos Incoherentes) – Pt. 2 de ??

Como es bien sabido, la sociedad en la que vivimos está sumida en una inseguridad y decadencia extrema, producto de más de una década de ineptitud exponencial (a eso hay que agregarle los cuarenta años de neglicencia pseudo-democrática y los doscientos años de estupidez venezolana). A diario los titulares de los periódicos resaltan la morbosa cantidad de cadáveres que ingresan en un día en la morgue de Bello Monte, la cual ya no es un sitio para reclamar cadáveres, sino para hacer estadísticas y apuestas, todo un negocio necrófilo del cual sólo disfrutan los gusanos y las bacterias.

El caso lamentable de la joven estudiante de la UCAB, a quien hace pocos días asesinaron por sólo robarle el BlackBerry, es muestra de lo cercana que está la violencia y la muerte uno. No es el típico caso del drogadicto al que tirotearon por meterle mano a una menor, al violador pederasta o al “pe eme” mujeriego. Es a una joven, con un futuro por delante, con sueños y metas por alcanzar, a quien decidieron, por cosas del azar, convertirla en un número más en una tabla de estadística.

¿A qué viene todo esto? Bueno, hace una hora pude haberme convertido en otro número más.

Y uno es pendejo. Uno sabe que cuando le viene el pálpito, la corazonada, el presentimiento, el instinto, el sexto sentido, no hay que salir por ahí. Pero no, uno tiene que hacerlo, porque de muy mala gana tiene que ir a hacer un favor que no le corresponde a uno hacer. Una vaina que puede esperar a horas más seguras para hacerse. Pero no, uno tiene que hacerle caso a la mamá e ir a llevar una vaina a un sitio, porque sí coño.

Y aun así, uno sale, uno camina, uno se va por los caminos “seguros”, y de las baldosas carrazo que vale 6 cifras y le queda demasiado grande a la calaña que lo tripula, quienes se bajan, le meten un cachazo en la cabeza a uno y le quitan cuanta cosa cargue encima: un celular envuelto en tirro, un reloj piche y la cartera, que tiene sólo 35 bolívares.

Lo que más me arrecha no es el hecho de que ya no pueda salir a las 7 y media de la noche a 3 cuadras de mi casa, sino que ahora me quedé incomunicado, indocumentado e insolvente. Ahora tengo que ir a sacarme una cédula nueva, a buscar y desbloquear la línea del celular y hacer cuanta cantidad de trámites engorrosos implique todo eso, mientras gasto en eso el dinero que no tengo porque un par de muertos de hambre me lo robaron todo.

Y bueno, como siempre, mi madre tan sensible: “Bueno, ¿qué se hace? Menos mal que se robaron eso, así se va la mala suerte.” Coño, eso es precisamente la mala suerte que no quiero que se atraviese. ¿Y mi hermana? Bien, gracias. Echándose fresco viendo una película y armando peo porque no me fijé en la gata y casi la piso. No voy a decir “Gracias a Dios que no me pegaron un tiro”, pero tampoco voy a decir “Gracias al hampa por joderme la vida”.

Lo que sí diré es: Gracias a esta experiencia me joderé el lomo para graduarme lo antes posible y largarme de esta pocilga de 27 millones de marginales. Mal rayo los parta a todos.

Atte.,

El Capitán Arepa.

Anuncios

3 comentarios en “Desventuras Selectas (y demás Relatos Incoherentes) – Pt. 2 de ??

  1. Puedo decir que lamento lo que te pasó pero chamo, hay que controlarse un poco para pensar mejor las cosas. No por lo que pasó tienes que etiquetar a todo mundo (hasta a ti) que vive en este país.

    Habiendo dicho eso, si a mí me pasara algo parecido yo me molestaría un poco con mi familia si actúa de la manera en que lo cuentas. Entiendo lo de intentar salir temprano para no ser atracado y en efecto ser atracado pero, como tal vez te han dicho, menos mal que no te pasó nada grave a ti.

    Finalmente, espero que todos tus planes que tengas en mente se te den sin problemas (como graduarte rápido). Sobre lo de irte, bueno, esa idea no va conmigo pero no sería la primera vez en la que apoyo a alguien que lo quiere hacer. Pa eso estamos los que podemos llamar amigos =).

    1. Bueno, lo de etiquetar a mundo y medio vino por el sentimiento de frustración y la arrechera, así que fue temporal. Y bueno, lo que irme ya lo tenía pensado desda hace mucho, pero era para formarme y crecer como persona y profesional, pero como está la cosa ahora, ya es emigrar… Y gracias por el comentario, me hizo reflexionar bastante =D

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s